Google+ El Malpensante

Iceberg

El riesgo de la verdad

.

Esta revista no suele cantar su voto en las elecciones porque tampoco suele tenerlo, pero por primera vez en los veinte años que llevamos saliendo al público surge una coyuntura en la que la neutralidad es un imposible moral. Por eso El Malpensante como un todo propone votar por el Sí en el plebiscito del 2 de octubre, en el entendido de que votar por el No sería otra forma de seguir jugando con la vida humana. Las energías del país tienen que canalizarse por caminos distintos a los que hemos venido recorriendo durante más de medio siglo. Es necesario fijar de una buena vez un punto claro en el que se rompa nuestra tradición de violencia y empecemos a desmontar en serio los mecanismos que la perpetúan.

De todos los riesgos que vamos a correr ahora en Colombia quizá el más inesperado sea el riesgo de la verdad. La guerra es, por definición, el reino de la mentira. Como la vida de cada combatiente corre peligro, estos suelen tergiversar, confundir y engañar para protegerse como individuos y como grupo. Decir la verdad durante la guerra puede ser peligroso pues tal vez conceda ventajas al enemigo. La paz, en cambio, implica no ya la posibilidad de decir la verdad, sino, a juzgar por varias provisiones claves del Acuerdo Final firmado en La Habana el 24 de agosto, la obligación de decirla, so pena de perder cualquier beneficio y recibir un drástico castigo. La verdad será el gran parteaguas del proceso de paz que viene.

La verdad desnuda a quien la dice, de modo que quien insista en mentir de forma sistemática en los años venideros perderá la partida sin remedio. Esto atañe muy en particular a las Farc, afectadas por una lamentable tradición de mitomanía. Una cosa es mentir aislado en el monte y armado con un fusil y otra mentir desarmado ante un micrófono, con el riesgo de que te desmientan. Por eso se entiende la reticencia que demostraron las Farc en este punto, dado que la verdad no los mostrará bajo una luz benévola. Igual, ojalá hayan entendido lo que firmaron.

En esta revista tenemos predilección por las artes, en particular por el arte de la narrativa. A lo largo de los años hemos permitido que nuestros escritores cuenten verdades, sus verdades. Pues bien, al pactarse el fin de la guerra la verdad buscará salidas a borbotones, muy en particular a través de los géneros literarios y las formas artísticas que aquí nos gustan. Una paz como la que se firmó en La Habana no implica la desaparición del conflicto, sino su sustitución por una forma de conflicto no violento, más fértil. Nuestros lectores pueden esperar, entonces, que sigamos publicando textos impactantes y dolorosos como “Paulina busca a su hija”, la reciente crónica de Juan Miguel Álvarez, o “El secuestro de la Chiva”, de Alexandra Samper, que salió hace tres años. Al mismo tiempo, la disminución paulatina de la violencia nos permitirá mostrar la cara variopinta y cambiante de la realidad. No habrá quizá tantos muertos, fusiles, extorsiones, traiciones y venganzas en muchas de las crónicas y cuentos que publiquemos. Podremos hablar más del conflicto interno de las personas en vez de tener que referirnos al daño que les inflige un país lleno de gente armada.

En fin, ahora que le decimos adiós a la guerra podemos darle la bienvenida a la verdad. Ojalá también podamos decirle adiós al miedo y, recordando lo que cantaba John Lennon, le demos un verdadero chance a la paz.

Página 1 de 1

Comentarios a esta entrada

Su comentario

Andrés Hoyos

Es columnista de El Espectador y fundador de la revista El Malpensante.

Septiembre 2016
Edición No.178

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

La escritura como seducción

Por El Malpensante

3

Taller Malpensante de Escritura

Por El Malpensante

4

Un débil abrazo

Por Carlos Páramo

5

En la muerte de los blasfemos

Por Mario Jursich Durán

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

El calígrafo

Por Alexandru Ecovoiu

3

Sombra

Por Ruven Afanador

4

Loca carrera de los optimistas

Por

5

El proletariado de los dioses

Por Paul Brito

1

Nuestro Archivo

1 de 4

Los hombres me explican cosas


Por Rebecca Solnit


Publicado en la edición

No. 164



Una especie de autoridad intelectual masculina, basada exclusivamente en el género, es una de las formas más sutiles y a la vez violentas de discriminación hacia las mujeres. Para [...]

Cómo escribir y cómo no escribir poesía


Por Wislawa Szymborska


Publicado en la edición

No. 120



Durante tres décadas, Wislawa Szymborska escribió una columna en el periodico polaco Vida Literaria. En ella respondía las preguntas de personas interesadas en escr [...]

Fentanyl


Por Samuel Andrés Arias


Publicado en la edición

No. 77



¿Y al doctor quién lo ronda? Pues lo ronda, entre otras cosas, una peligrosa tentación en la que muchos caen. Ésta es la impresionante crónica de un anestesista que [...]

En defensa de la novela, una vez más


Por Salman Rushdie


Publicado en la edición

No. 158



La crisis de la novela ha sido anunciada con visos apocalípticos en distintos momentos de la historia de la literatura. A mediados de los noventa, uno de sus más destacados representante [...]

Columnas

La comba del palo

Las Marías y sus seguidores

En uso de razón

Del terrorismo al conflicto interno

No lo veo claro

Hocus pocus

Paseos citadinos

Paseo cartagenero por una Manga sin mangos

El arte del trapecio

Razones y tradiciones