Google+ El Malpensante

Entrevistas

Filmar la mente

Traducción de Andrea Garcés

Entrevista con Margarethe Von Trotta.

Hannah Arendt, ilustrada por Frabricio Vanden Broeck

 

Margarethe von Trotta, directora de películas como La Calle de las Rosas (2003) y Soy la otra (2006), ha dedicado buena parte de su carrera a retratar mujeres pensadoras en sus producciones. En 1986 realizó Rosa Luxemburgo, basada en la vida de la pacifista socialista de nacionalidad polaca, y en 2009 estrenó Visión: la historia de Hildegard von Bingen. Ahora, incluye en su lista a la filósofa judío-alemana Hannah Arendt (1906-1975) con un filme que abarca cuatro años de su vida en la década de 1960. El intenso rodaje, que se llevó a cabo en 37 días distribuidos entre Renania del Norte-Westfalia, Jerusalén y Luxemburgo, contó con Barbara Sukowa como protagonista, Pam Katz como coautora del guion y Caroline Champetier como camarógrafa. Igual que en los casos anteriores, la película nos enfrenta a la pregunta en torno a cómo se pueden mostrar las ideas y las mentes con imágenes.

Pensar y escribir fueron las cosas que definieron a la gran filósofa Hannah Arendt. ¿El objetivo era transformar este pensamiento en una película, hacer una encarnación visual de una persona real?
¿Cómo se describe con una película a una mujer que piensa? ¿Cómo hacemos para observarla mientras lo hace? Ese es, por supuesto, el gran reto al hacer películas basadas en la vida de intelectuales. Insistí en que Barbara Sukowa interpretara a Hannah porque es la única actriz que conozco a la que puedo imaginar mostrándome cómo piensa alguien, o que alguien está pensando. Y lo logró. Para mí fue claro desde el principio que era la indicada, pero tuve que ejercer presión para que le dieran el papel porque algunos inversionistas no lograban verla desempeñándolo. “No haré esta película sin ella”, les dije. Estaba en la misma situación que viví con Rosa Luxemburgo y después con Hildegarda de Bingen. Sukowa experimentaba realmente la naturaleza intelectual de los discursos políticos de Rosa, por ejemplo. Lo mismo era necesario con Hannah Arendt. El espectador tiene que verla pensando de verdad. En esta película también hay dos discursos. Arendt fue profesora en varias universidades de Estados Unidos y dio seminarios y disc...

Página 1 de 1

El contenido de esta sección está disponible solo para suscriptores

Comentarios a esta entrada

Su comentario

Thilo Wydra

Especializado en crítica cinematográfica. Su último libro es Grace. Die Biographie

Abril de 2012
Edición No.129

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

La escritura como seducción

Por El Malpensante

3

Taller Malpensante de Escritura

Por El Malpensante

4

Un débil abrazo

Por Carlos Páramo

5

En la muerte de los blasfemos

Por Mario Jursich Durán

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

El calígrafo

Por Alexandru Ecovoiu

3

Sombra

Por Ruven Afanador

4

Loca carrera de los optimistas

Por

5

El proletariado de los dioses

Por Paul Brito

1

Nuestro Archivo

1 de 4

Fentanyl


Por Samuel Andrés Arias


Publicado en la edición

No. 77



¿Y al doctor quién lo ronda? Pues lo ronda, entre otras cosas, una peligrosa tentación en la que muchos caen. Ésta es la impresionante crónica de un anestesista que [...]

Huesos y pelo


Por Pilar Quintana


Publicado en la edición

No. 194



Un cuento  [...]

Los hombres me explican cosas


Por Rebecca Solnit


Publicado en la edición

No. 164



Una especie de autoridad intelectual masculina, basada exclusivamente en el género, es una de las formas más sutiles y a la vez violentas de discriminación hacia las mujeres. Para [...]

En defensa de la novela, una vez más


Por Salman Rushdie


Publicado en la edición

No. 158



La crisis de la novela ha sido anunciada con visos apocalípticos en distintos momentos de la historia de la literatura. A mediados de los noventa, uno de sus más destacados representante [...]

Columnas

Poetour en una ciudad andina

Esperando a Cantinflas

La cueca larga del anti-poeta

La comba del palo

Las Marías y sus seguidores