Google+
El Malpensante

Coda

El danegeld del siglo XXI

El asesinato de James Foley ante cámaras es un terrible episodio del muy antiguo negocio del chantaje político a gran escala. ¿Qué enseña la historia acerca de las consecuencias de negociar con terroristas? Un viejo escritor inglés podría dar pistas al respecto.

 

Se preguntaba el editorial del diario El País del pasado 23 de agosto, por supuesto de forma retórica, si el periodista estadounidense James Foley habría sido decapitado por el Estado Islámico (EI) en el caso de que el gobierno de los Estados Unidos hubiera pagado los 132 millones de dólares que los terroristas pedían por su rescate.

La respuesta al editorial de El País es obvia: no, no habría sido ejecutado. Si Estados Unidos hubiera cedido al chantaje, James Foley estaría al día de hoy sano y salvo, de vuelta en su país y en compañía de su familia. Porque al contrario que la inmensa mayoría de los países occidentales, con excepción de los Estados Unidos y Gran Bretaña, los terroristas del EI conocen perfectamente el funcionamiento de los incentivos empresariales. Y, por lo que parece, también el de la teoría de juegos. Ese que dice que ejecutar al secuestrado tras el pago del rescate solo tiene sentido si es el último secuestro que tienes planeado llevar a cabo. Y la del secuestro de occidentales es una empresa lo bastante lucrativa como para que ningún terrorista en su sano juicio renuncie a ella mientras la clientela abunde y siga mostrando la billetera con tamaño fervor entusiasta.

 

El contenido de esta sección está disponible solo para suscriptores

Comentarios a esta entrada

Su comentario

Cristian Campos

Edita libros de arte y diseño. Publica sus textos en elpandemonium.tumblr.com

Octubre de 2014
Edición No.157

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

Taller Malpensante de Escritura

Por El Malpensante

3

La escritura como seducción

Por El Malpensante

4

Un débil abrazo

Por Carlos Páramo

5

En la muerte de los blasfemos

Por Mario Jursich Durán

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

El calígrafo

Por Alexandru Ecovoiu

3

Sombra

Por Ruven Afanador

4

Loca carrera de los optimistas

Por

5

El proletariado de los dioses

Por Paul Brito

1

Nuestro Archivo

1 de 4

Cartapacio


Por Orlando Echeverri Benedetti


Publicado en la edición

No. 203



Cada una de estas notas es el germen de un gran texto. El autor de esta bitácora, escarbador de profesión, las ofrece para otros curiosos que, como él, quisieran escribirlos. [...]

¿Qué hacemos con los Snorkel?


Por Kyara Ortega Méndez


Publicado en la edición

No. 204



Nuevas Voces [...]

Metal, Viscoso animal


Por Juan Miguel Álvarez


Publicado en la edición

No. 204



Los habitantes de un pueblo en el Nordeste antioqueño insisten en que la explotación del oro con mercurio no es tan mala como la pintan, mientras las multinacionales ganan hectáre [...]

La teoría del marinero holandés o Welcome to Babylonia


Por Andrés Hoyos


Publicado en la edición

No. 203



Dossier de Ficción [...]

Columnas

Poetour en una ciudad andina

Esperando a Cantinflas

La cueca larga del anti-poeta

La comba del palo

Las Marías y sus seguidores