Google+ El Malpensante

Artículo

Lecturas anglosajonas del Quijote

La siguiente conferencia la dictó el autor en la Biblioteca Nacional de Colombia en 2005. Su enfoque sobre la trayectoria e influencia de la más famosa de todas las novelas va a sorprender a más de uno.

Invitado Festival Malpensante 2009

Es un lugar común decir que no hay dos lectores iguales del Quijote. A través de cuatro siglos de interpretación y reinterpretación de la novela, las reacciones de la crítica han sido tan diversas que a veces cuesta creer que hablen del mismo libro. Por supuesto, lo mismo ocurre con las reacciones de los herederos o descendientes de Cervantes, esa subespecie humana que hemos dado en llamar novelistas. Pero es preciso decir que don Miguel, que siempre va un paso por delante de nosotros, en este caso también se nos adelanta, y la primera reacción crítica al Quijote está incluida en la propia novela. Al comienzo de la Segunda parte, don Quijote le pregunta a Sancho qué ha dicho el público de sus aventuras, cómo se ha comentado lo narrado en la Primera parte. “Hay diferentes opiniones”, dice Sancho. “Unos dicen: ‘Loco, pero gracioso’; otros, ‘valiente, pero desgraciado’; otros, ‘cortés, pero impertinente’; y por aquí van discurriendo en tantas cosas, que ni a vuestra merced ni a mí nos dejan hueso sano”.

Desde la publicación de la Segunda parte en 1615, los huesos de don Quijote y Sancho no han corrido mejor suerte. Los lectores de distintos siglos y épocas han visto en la obra de Cervantes un ataque al idealismo, una defensa del idealismo, un ataque a la religión católica, una alegoría del cristianismo, un elogio de valores perdidos, una sátira de valores anticuados. Pero hay dos posiciones extremas y opuestas entre las cuales, me parece, navegan todas las demás, dos posiciones que representan las peores lecturas del Quijote. Una es la lectura religiosa. Su más notable exponente es Auden, para quien don Quijote era el retrato de un santo cristiano. Auden seguía de cerca la opinión de ese fanático idealista que era Unamuno, para quien el Quijote era una épica profundamente cristiana —“la Biblia española”, llegó a llamarlo—. La otra gran malinterpretación del Quijote la hizo uno de los lectores más agudos de la historia de la literatura, Vladimir Nabokov, que dedica unas cuarenta páginas de su Curso sobre el Quijote a comprobar que la novela de Cervantes es un libro cruel, “el libro más amargo y bárbaro de todos los tiempos”, y, sobre todo, que esa crueldad es una equivocación (...

Página 1 de 6

El contenido de esta sección está disponible solo para suscriptores

Comentarios a esta entrada

Su comentario

Juan Gabriel Vásquez

Recibió en 2011, el Premio Alfaguara de Novela por 'El ruido de las cosas al caer'.

Junio de 2006
Edición No.71

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

Taller Malpensante de Escritura

Por El Malpensante

3

La escritura como seducción

Por El Malpensante

4

Un débil abrazo

Por Carlos Páramo

5

En la muerte de los blasfemos

Por Mario Jursich Durán

1

Salir con chicas que no leen/ Salir con chicas que leen

Por Charles Warnke

2

El calígrafo

Por Alexandru Ecovoiu

3

Sombra

Por Ruven Afanador

4

Loca carrera de los optimistas

Por

5

El proletariado de los dioses

Por Paul Brito

Nuestro Archivo

1 de 4

Huesos y pelo


Por Pilar Quintana


Publicado en la edición

No. 194



Un cuento  [...]

En defensa de la novela, una vez más


Por Salman Rushdie


Publicado en la edición

No. 158



La crisis de la novela ha sido anunciada con visos apocalípticos en distintos momentos de la historia de la literatura. A mediados de los noventa, uno de sus más destacados representante [...]

Los hombres me explican cosas


Por Rebecca Solnit


Publicado en la edición

No. 164



Una especie de autoridad intelectual masculina, basada exclusivamente en el género, es una de las formas más sutiles y a la vez violentas de discriminación hacia las mujeres. Para [...]

Tres piedritas hepáticas


Por Hernán Bravo Varela


Publicado en la edición

No. 193



De manufactura muy diversa, pero igual de encantadora, este trío de ensayos aborda la música, el cine y el sentido del gusto (incluyendo el gusto por el arte) con un ingenio prodigioso. [...]

Columnas

Poetour en una ciudad andina

Esperando a Cantinflas

La cueca larga del anti-poeta

La comba del palo

Las Marías y sus seguidores